Warisata

"...la escuela de Warisata.  ...se convirtió en mayor experiencia de educación rural indigenal en toda américa latina."

Por: Clemente Mamani Lurata - Alumno de 2do. Curso Normal Warisata

Oh! pueblo de condores estudiantiles
Resplandor del alba filosofal.
Morada de la savia invernal
Trigal de ensueños rurales.

Madre de la educación campesina
Faro encendido en el paraje,
Con destello del saber y paisaje.
Retrato de la fortaleza morena.

Ancestral poncho de vicuña,
extendido en el sendero del aprendizaje.
Tejido con ímpetu y coraje
Excelso brazo de la hazaña.

Clamor de la altura triunfal
difundido en el horizonte de la historia
con mirada de esplendida victoria
Y rampla inquietante del astral.

Vara enclavada en el numen,
Junto a los cuatro vientos de lucero
Eres el primer grito del guerrero,
En crisol y jornada que vence el desdén.

Rostro del amante triunfante,
Con canción del mallcu vencedor
Que levanta en lo alto el vigor
Haciendo vibrar el eco dominante.

Pampa enlozada de ideales
Florido de pensamiento andino
Dejas correr el caudal divino,
Nutriendo alientos y visiones.

----- 0 -----

El Himno a Warisata es Clemente Mamani Lurata, alumno de segundo curso en la Normal Warisata.

El 2 de agosto del año 1931, Avelino Siñani, campesino, y Elizardo Pérez, profesor rural, concluyeron una escuela para los niños de Warisata.  Pocos años después este proyecto se convirtió en mayor experiencia de educación rural indigenal en toda américa latina.

La lucha por conseguir escuelas para sus niños por parte de los pueblos indígenas viene desde la primera mitad del siglo XX, en ese tiempo los líderes y maestros indígenas sufrían persecuciones y amedrentamiento por la creación de escuelas rurales, uno de estos líderes fue Avelino Siñani.

Yo quiero un mar

"Posterior a la difusión de esta canción... Pedro Telmo... fue censurado en su país y perdió la ciudadanía chilena"

Autor: Pedro Telmo Caicano

Yo quiero un mar,
Un mar azul, para Bolivia
Risas y llanto de mi pasado
Y esta canción
De enamorado
Y quiero igual
Su corazón aprisionado

Yo quiero un mar
Un mar azul
Para Bolivia,
Y quiero igual
Su corazón aprisionado

Risas y llantos
De mi pasado,
Y esta canción
De enamorados,
Yo quiero un mar,
Un mar azul
Para Bolivia.

Tiempo feliz de mi niñez
Que nunca olvido
Recuerdos que en mi existir
Están grabados.

Coro:
Con la esperanza
De una sonrisa
Y una caricia
De franca brisa,
Yo quiero un mar
Un mar azul Para Bolivia.

----- 0 -----

Del autor de la Canción Vals “Yo quiero un mar”

El autor de la canción vals “Yo Quiero un Mar”, Pedro Telmo Caicano, fue un cantautor de nacionalidad chilena, que nació en Concepción, Chile, el año 1939, y falleció en 1984 en La Paz.  Telmo Caicano, se identificó con la frustración boliviana de la injusta mediterraneidad, y dio origen a su canción vals “Yo quiero un mar”, que fue estrenado en 1962, ocasión en la que se conmemoraba la muerte de Eduardo Abaroa.  Posterior a la difusión de esta canción simbólica para nuestro reclamo constante de la perdida injusta de Litoral boliviano, fue censurado en su país y perdió la ciudadanía chilena y obtuvo la nacionalidad boliviana.

Bolivia nació a la vida independiente con un extenso Litoral en el océano Pacífico. Nos toca a todos los bolivianos no olvidar esa “partida de bautismo” para mostrar a los americanos, a todo el mundo entero y a nuestra futuras generaciones que Bolivia siempre tuvo mar.