Himno a la Ciudadela Andrés Ibáñez “Plan Tres Mil”

“…una riada del río Piraí dejó a unas tres mil familias sin hogar y estas se realojaron para comenzar una nueva vida...”

Letra: Rómulo Vaca Añez
Música: Lic. Walter Hugo Antelo Roca

Marchemos ciudadela Ibañista
Con coraje, orgullo y honor
Con el corazón altruista
Nuestro pueblo nació del dolor.

Coro:
Hoy tus hijos con gozo te cantan
Y te honran con gran emoción
Al emporio grandeza y pujanza Sos
la tierra de gran promisión.

Hoy hombres visionarios
Que fueron los gestores
Constituyen el campanario
Y honran sus fundadores.

El civismo es la firmeza
La institucionalidad
Nos da la fortaleza
Para avanzar con fe y serenidad.

El civismo es la firmeza
La institucionalidad
Nos da la fortaleza
Para avanzar con fe y serenidad.

Marchemos ciudadela Ibañista
Con coraje, orgullo y honor
Con el corazón altruista
Nuestro pueblo nación del dolor.

De don Andrés hoy llevamos su nombre
Por su gran valor y heroísmo
Gloria, honra y respeto al gran hombre
Pionero de lucha y civismo

Hoy hombres visionarios
Que fueron los gestores
Constituyen el campanario
Y honran sus fundadores.

----- 0 -----

Los autores del himno a la ciudadela Andrés Ibáñez “Plan Tres Mil” son en la letra Rómulo Vaca Añez y la música el Lic. Walter Hugo Antelo Roca.

El distrito municipal Nº 8 de Santa Cruz de la Sierra se denomina “Ciudadela Andrés Ibáñez” más conocido como el “Plan Tres Mil”, este nombre debido a que resultado de una riada del río Piraí dejó a unas tres mil familias sin hogar y estas se realojaron en ese sector y comenzaron con su nueva vida cotidiana.  El Plan Tres Mil recibe a miles de migrantes del interior de país e incluso de la misma Santa Cruz, además de guaraníes, chiquitanos, ayoreos, quechuas, y otras etnias de varias regiones del país. Es una población que tiene una dinámica de crecimiento muy importante y se ha organizado en microempresas para sostener su economía.

Himno Cruceño de Guerra

A las armas valientes cruceños
Al combate entusiastas volad;
Que es temible el soldado que invoca
Libertad, libertad, libertad.

Una voz clamorosa ya os llama,
De su entusiasmo en fuego encended;
En la voz de la patria oprimida
Que a las armas, os dice: corred.

Como libres, marchad, al combate
Que allí crece del héroe el laurel;
Como crece la esbelta palmera
Del Oriente, en el vasto vergel.

Nuestros lares y campos guardemos,
Que un tirano insultó sin razón;
Por sus fueros, sin treguas luchemos
Y expiremos al pie del cañón

Que morir por la patria es glorioso
Y es infame no alzarse a su voz.
Pues, quien sale, por ella, en defensa,
Es su acero invencible y atroz

Si marcháis animosos y bravos
Del cañón, al estruendo marcial,
Vuestros hijos y esposas queridas,
Tejerán la corona triunfal.

Recursos para estudiantes