Cálculos biliares

Descripción: Son masas duras de calcio o colesterol que se forman en la vesícula, órgano que recibe la bilis eliminada por el hígado. Por su tamaño y consistencia se les llama piedras. Estos cálculos pueden ser tan pequeños como un grano de arena o tan grandes como una pelota de golf.

Causas: Los producen una alta concentración de colesterol y ácidos en la bilis, un bloqueo del flujo biliar, razones hereditarias o infección. Son factores de riesgo la obesidad, edad avanzada, una dieta rica en grasas, cirrosis, cirugía al intestino y problemas sanguíneos.

Síntomas: Son: dolor en la parte superior del abdomen y/o pecho, náuseas y vómitos, a veces fiebre, piel y ojos amarillentos, orina oscura, si el cálculo pasa al duodeno, fuertes cólicos.

Remedios caseros

Acelga: Beber en ayunas 1 vaso de jugo de acelga y berro en partes iguales.

Papaya: Masticar hasta triturar 10 a 15 semillas de papaya. Luego comerlas cuando estén completamente trituradas.

Rábano: Comer regularmente para combatir la insuficiencia de la vesícula.

Palta: Hervir varias hojas de palta en una taza de agua durante 5 minutos. Retirar del fuego y tomar tibio 3 tazas al día.

Alcachofa: Hervir 1 alcachofa pequeña entera, lavada, en medio litro de agua durante 10 minutos. Retirar del fuego y tomarla tibia a lo largo del día.

Menta: Beber una taza de infusión de menta 1 hora después de las 2 principales comidas del día. Esta infusión estimula la producción de bilis.

Remolacha y lechuga: Tomar un vaso diario de partes iguales de jugo de remolacha y lechuga reduce el tamaño de los cálculos más grandes y diluyen los diminutos cristales antes de que se conviertan en cálculos biliares.

Modo de dormir: Dormir sobre el lado derecho acelera su expulsión, según ciertas creencias en Latinoamérica.

Pomelo o toronja: Tomar una cucharadita de aceite de oliva en 1 /2 taza de jugo de toronja o pomelo antes del desayuno cada mañana. El aceite de oliva estimula la producción de bilis y alivia el dolor, actuando como lubricante para fa-: cuitar la eliminación de cálculos biliares.

Perejil: Tomar 1 cucharada de jugo de perejil al levantarse cada mañana y luego repetir varias veces más durante el día. Si el fuerte sabor del perejil resulta desagradable se puede mezclar con jugo de zanahoria.

Boldo: Hervir 30 gramos de boldo en 1 litro de agua. Tomar en forma de té o decocción esta cantidad diariamente en tres dosis durante 15 días seguidos.

Berro: Licuar y tomar 200 gramos de berro en 1 litro de agua en tres dosis diarias por 30 días seguidos.

Cola de caballo: Hervir 20 gr. de cola de caballo en 1 litro de agua. Esta preparación debe ser consumida en tres dosis diarias durante 10 días seguidos.

Infusión mixta: Combinar a partes iguales hojas de boldo, raíz de diente de león, semillas de hinojo y corteza de naranja amarga. Colocar 1 cucharada de la mezcla de estos ingredientes en una taza de agua. Hervir durante 3 minutos, dejar en reposo y colar. Tomar 3 tazas al día, tras las comidas principales, endulzadas con miel de tomillo.

Rábano: Lavar y partir por la mitad y luego extraer el jugo de un limón. Colocar los ingredientes en una licuadora. Batir por unos segundos. Colar y tomar una pequeña porción cada media hora. Repetir la acción los siguientes días, cada 2 horas, hasta que sienta una mejoría.

Ensalada: Consumir apio y alcachofas en una ensalada.

Agua tibia: Tomar un paño de algodón y remojarlo con agua tibia. Colocar sobre el área del vientre dónde se siente el dolor. Dejar puesto hasta sentir alivio.

Plantas medicinales

Chancapiedra: Agregar 20 gr. de hojas y tallos a 1 litro de agua recién hervida. Tomar 1 taza antes de cada comida.

Llantén: Agregar, fuera del fuego, 10 gr. de hojas a 100 ml. de agua hirviendo. Dejar reposar antes de tomar.

Manzanilla: Tomar la infusión de 15 a 20 gr. de planta por litro de agua.

Perejil: Es uno de los mejores diuréticos - incrementa la micción - por lo que es muy útil para evitar la formación de cálculos, ya que permite la expulsión de la arenilla a través de la orina antes de que esta sedimente y se compacte en forma de cálculo. (Decocción de una cucharadita de raíz seca. Dejar reposar durante 1/4 de hora y tomar un par de tazas al día).

Otro modo de utilizarla consiste en exprimir la planta tierna y tomar un par de cucharadas al día. También se vende el zumo en farmacias y herbolarios.

Ortiga: Otra planta muy indicada para aumentar la producción de orina por lo que, al igual que el perejil, puede ayudar a evitar la formación de piedras.

Maíz: Las barbas o estigmas del maíz constituyen uno de los mejores diuréticos naturales. (Decocción de 50 gr. por litro de barbas de maíz durante 20 minutos. 4 tazas al día).

Verbena: (Infusión de una cuchara-dita de planta seca por taza de agua durante 10 minutos. Beber 2 ó 3 tazas al día endulzadas con miel).

Berro: El uso de esta planta puede ayudar a prevenir la formación de piedras en la vesícula. Sin embargo, se utiliza como preventivo más que como curativo dado que no debe administrarse cuando la vesícula se encuentra inflamada pues puede aumentar la inflamación. (Comer la planta fresca en ensaladas).

Contenidos Relacionados

Descripción: Son heridas abiertas generalmente poco profundas. Existen diferentes tipos de úlceras: Las gástricas o pépticas (que afectan el revestimiento del estómago, las duodenales (que afectan la parte superior del intestino delgado) y las úlceras del esófago (relacionadas al reflujo).

Descripción: Son venas hinchadas a causa de una acumulación anormal de sangre producida por una debilidad en las paredes de las venas superficiales. Esta debilidad hace que las venas se estiren y se dilaten, de manera que la sangre se acumula fácilmente cuando una persona permanece de pie durante mucho tiempo. Este proceso se da habitual-mente en las venas de las piernas y las mujeres son más propensas a padecerlo

Descripción: Son pequeños crecimientos en la piel por lo regular indoloros causados por un virus, llamado virus del papiloma humano (VPH). La mayoría, aunque no todas, son generalmente inofensivas. Las verrugas pueden ser deformantes y causar vergüenza. Algunas veces, pican o duelen (particularmente en los pies). Algunas verrugas se propagan a través de la actividad sexual.

Descripción: La tuberculosis es una enfermedad muy aguda e infecciosa, causada por el bacilo de Koch, que involucra básicamente los pulmones, aunque también puede afectar cualquier órgano del cuerpo como los riñones, los intestinos y hasta los huesos. Las personas infectadas con el virus del SIDA son más vulnerables, ya que sus sistemas inmunológicos no cuentan con la resistencia necesaria para combatir la enfermedad.

Descripción: La taquicardia común también llamada taquicardia auricular por paroxismo, es una alteración del ritmo normal del corazón el cual pasa de 72 latidos por minutos (en un adulto en reposo) a 120-180-200 en cuestión de unos segundos. Como resultado, el cuerpo no recibe el suficiente oxígeno y nutrientes para funcionar correctamente.

Descripción: Los calores o sofocos de la menopausia son causados por la disminución súbita en la concentración de estrógenos lo que dilata los vasos sanguíneos aumentando la irrigación sanguínea y la temperatura durante 30 segundos hasta cinco minutos. La menopausia comienza con cambios en el ciclo menstrual (algunos períodos más cortos o más largos) hasta que las menstruaciones cesan definitivamente.

Descripción: Es la inflamación de las cavidades que se encuentran alrededor de los huesos de la nariz. A su vez, al bloquearse el canal que las drena, se acumula la mucosa y provoca una presión dolorosa.

Causas: Suele ser una complicación de una infección viral como un resfriado, en cuyo caso se le conoce como sinusitis aguda. La sinusitis crónica es efecto de la contaminación, problemas dentales, fumar, males a los huesos de la nariz, estrés, alergias o defensas bajas.